by Cervezas Artesanales El Ayla
Mundo Craft beer

Ya no es raro escuchar en el vocabulario de la cerveza artesana los términos New England IPA o NEIPA, Hazy IPA y Juicy IPA , que vienen a ser lo mismo, definiendo una nueva corriente.

Más allá de lo visual -algo que a veces vende más que el contenido, aroma y sabor- no hay duda de que que las NEIPA pasaron de ser una moda a una realidad.

Y es que desde que en 2003, John Kimmich de la cervecería The Alchemist en Vermont (Estados Unidos) cimentase esta tendencia de NEIPAS con su «Heady Topper», el recorrido de este estilo ha sido sin duda un éxito. Solo hay que ver la incorporación a la guía de estilos de la Beer Judge Certification Program.

¿Qué es una NEIPA o una HAZY IPA?

Una NEIPA (New England IPA) es básicamente una IPA turbia con sabores más frutales. A partir de aquí podemos divagar en toda la literatura que se ha añadido al estilo, pero lo que más define a las NEIPA son ser turbias (de ahí lo de HAZY), y con el uso de lúpulos más “tropicales” (como melón, maracuyá, durazno o mango) y menos amargos.

Garrett Oliver, cervecero estadounidense y autor de libros de cerveza, quizá dio en la diana a la hora de definir las NEIPA como cervezas fotogénicas, nacidas en la era de la estética y los filtros de Instagram.

Se podría pensar que el objetivo a la hora de hacer una HAZY IPA es hacer una cerveza turbia, pero en realidad es más el resultado de una búsqueda de una cerveza  aromática, frutal y con un amargor casi nulo, donde la astringencia es aparentemente inapreciable.

Si atendemos al color es fácil distinguir una NEIPA, con los colores anaranjados que muchos denominas “juicy”, “zumos”.

Si nos centramos en el sabor sorprende en el paladar el lúpulo, pero sin aportar un amargor, lo que siempre causa sorpresa a los iniciados en las NEIPAS.  El trigo o avena contribuyen a enmascarar el amargor y también suman puntos a la turbidez. Además percibimos la suavidad y cremosidad en boca.

Los rangos de alcohol de las HAZY están entre 6% y 7,5%, mientras que los IBUs se mueven entre 50-70.

¿Cómo lograr hacer una NEIPA o HAZY IPA?

Para lograr esa turbidez hay que tener en cuenta que el añadido de lúpulos se lleva a cabo durante el  Dry Hopping (no siempre porque hay una adición tardía en los últimos cinco o diez minutos de hervido, o en el whirpool). Hagamos un inciso, el dry hopping  es una técnica consistente en la adición de lúpulos en frío, es decir, no durante el hervido sino durante o después de la fermentación.

Los lúpulos aportan una quinta parte de los polifenoles (Taninos) -mientras la malta genera el otro 80%. Al añadirse los lúpulos durante el dry hopping, la presencia de los polifenoles  de los lúpulos es mayor, y al entrar en contacto con las proteínas provocarán la turbidez por oxidación de dichos polifenoles, característica de las NEIPA. Es frecuente el uso de los lúpulos  Citra, Mosaic, Galaxy, Amarillo o El Dorado en la elaboración de las NEIPA.

En la turbidez también es importante los niveles PH de la cerveza durante el dry hopping. Si los valores son más bajos durante el dry hopping, obtendremos menor turbidez con la reacción de las proteínas con polifenoles. Se considera 4.2 el rango óptimo para que se produzca esa turbidez.

Al ser cervezas híperlupuladas, son perecederas y por tanto es mejor consumirlas frescas.

En Cervezas El Ayla quisimos hacer nuestra NEIPA – Hazy IPA llamada 99 Summits, un homenaje a los 99 días de alarma vividos durante la pandemia. Esperamos que te guste. La puedes comprar en nuestra tienda online.

Post comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar